Poesía Molesta

Poesía Molesta I

Porque no soporto una vida cuya esencia sea el trabajo incesante
y cuya meta sea el dinero

Naguib Mahfouz, en El palacio del deseo

I

la historia del mundo puede contarse como una historia de esclavitud:
con telares actualmente eléctricos y robóticos se ha tejido una gran red sobre las cabezas.
paredes legítimas se construyen a diario sobre los recién nacidos.
imponentes gruas amarillas vigilan la verdad de la historia.

no hay ciudadanos en las ciudades del sur.
no hay ciudadanos en las ciudades del norte.
los ciudadanos se han desterrado a sí mismos de la faz de la tierra.

los mares están repletos de osamentas anónimas,
de osamentas pusilánimes que temen reencarnarse
a las criaturas no les place vivir allí
en el mar que ya no es infinito
en el mar que sucio nos baña
ser pescados y enlatados es pasar a mejor vida
el pulpo Paul fue feliz solo en un acuario
cuando liberaron a Willy
murió enseguida aturdido por la inmensidad de una libertad que no se comprende

es la historia que puedo contar, hijo mio
perdóname
no quiero mentiras ni retóricas
no quiero que busques paraísos perdidos bajo la mierda

voy a inundar tu infancia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s