Poemas de Agua

Esencia I

Somos un hilo de lluvia que el sol disipará.
Un nuevo verso que opaca el precedente.
Un nuevo verso que restringe un viejo adagio.

Y, personalmente, soy lector frente al libro,
el más resignado de los misterios,
y un hombre de Dios que no ha podido leer en sus ojos.

Acaso la muerte espera al poeta al final de cada verso,
para fusilarle después de la última rima…
y quien habla es el poeta.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s